Dios nos pide cuidar de sus más pequeños, Dios ama a cada uno de sus hijos y los llama en cada instante.

DIOS ENSEÑA  EN SU PALABRA  COMO CUIDAR A NUESTROS NIÑOS

EN LAS CITAS BIBLICAS QUE SE TRANSCRIBEN A CONTINUACION ENCONTRAMOS ALGUNAS VERDADES  REVELADAS POR DIOS PARA LA BUENA CRIANZA  Y EDUCACION DE LOS HIJOS,  INVITÁNDONOS A AMARLOS, CUIDARLOS, A CORREGIRLOS Y ADVERTIRLES SOBRE EL MAL Y  SOBRE TODO A INCULCARLES QUE DEBEN AMAR A DIOS,  Y  A NO IMPEDIRLES EL CAMINO HACIA EL.

Marcos 10:13-16

13 Algunas personas le presentaban los niños para que los tocara, pero los discípulos les reprendían.

14 Jesús, al ver esto, se indignó y les dijo: «Dejen que los niños vengan a mí y no se lo impidan, porque el Reino de Dios pertenece a los que son como ellos. 15 En verdad les digo: quien no reciba el Reino de Dios como un niño, no entrará en él.»

16 Jesús tomaba a los niños en brazos e, imponiéndoles las manos, los bendecía.

Efesios 6:4

4 Y ustedes, padres, no sean pesados con sus hijos, sino más bien edúquenlos usando las correcciones y advertencias que pueda inspirar el Señor.

Mateo 18:10

10 Cuídense, no desprecien a ninguno de estos pequeños. Pues yo se lo digo: sus ángeles en el Cielo contemplan sin cesar la cara de mi Padre del Cielo.

Deuteronomio 4:9

9 Pero ¡fíjate bien! Ten mucho cuidado de no olvidarte de estas cosas que tus ojos han visto. Guárdalas en tu interior todos los días de tu vida, y repíteselas a tus hijos y a tus nietos.

Proverbios 22:15

15 La despreocupación está anclada en el corazón del niño; la disciplina y la corrección lo librarán de ella.

Mateo 18:2-6

2 Jesús llamó a un niñito, lo colocó en medio de los discípulos 3 y declaró: «En verdad les digo: si no cambian y no llegan a ser como niños, nunca entrarán en el Reino de los Cielos. 4 El que se haga pequeño como este niño, ése será el más grande en el Reino de los Cielos. 5 Y el que recibe en mi nombre a un niño como éste, a mí me recibe.

6 Al que haga caer a uno de estos pequeños que creen en mí, mejor le sería que le amarraran al cuello una gran piedra de moler y que lo hundieran en lo más profundo del mar.

Proverbios 29:17

17 Corrige a tu hijo si quieres después descansar: entonces te dará grandes alegrías.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s